COOPERATIVA TOT AL NATURAL
Cómo hacer de l’horta un territorio social y solidario
COOPERATIVA TOT AL NATURAL

Si a Ana María Bidang le hubieran dicho hace dos años que sería la presidenta de una cooperativa agroecológica en l’horta de València nunca se lo hubiera creído. A sus 50 años llevaba dos años en el paro y no había pisado un campo en su vida.

Fue una amiga también guineana quien le comento la iniciativa Agrosolidaris, un curso en que enseñaban a cultivar con técnicas ecológicas a persones desocupadas de larga duración y que tenía como objetivo formar una cooperativa social para poder hacer efectiva la comercialización de sus productos.

‘Me interesó enseguida porque veía que el curso tenía un objetivo, no solo era aprender a cultivar, sino que se trataba de crear una cooperativa. Pensé, si sale bien ya tenemos trabajo todos y eso hace mucha ilusión, nunca había aprendido a montar una empresa y gestionarla’, comenta Ana María.

Cultivar y gestionar 

 ‘Tot al natural’ es una cooperativa multicultural de agricultura local y social. Es el resultado de Agrosolidaris, un proyecto solidario y de economía social creado por la ONG Fundación por la Justicia y que cuenta con el apoyo de València Activa. Su objetivo es formar a personas desocupadas en agricultura ecológica y técnicas empresariales para finalmente crear una cooperativa.

Quique Messeguer es su coordinador. Tiene 27 años, es ingeniero agrónomo, máster en agroecología y fue uno de los profesores del curso. ‘Solo llevamos unos meses como cooperativa, se trata de la parte final del curso y la más complicada porque hablamos ya de la vida real. Vamos poco a poco y València Activa continúa apoyándonos, pero estamos dando todo lo que tenemos para que esta cooperativa sea rentable’, nos cuenta Messeguer.

Él coordina un grupo de 5 agricultores: dos colombianos, dos guineanas y uno de Mali. Comenzaron cultivando dos fanegadas en la Partida de Dalt en Campanar y ahora ya trabajan 20 fanegadas en diferentes puntos de l’horta como Castellar, En Corts, Foios o Vinalesa.

‘Tenemos tierras que nos han cedido los agricultores que ya no las trabajaban y también alguna inmobiliaria que las tenía paralizadas, pero como vamos creciendo ya tenemos un par de terrenos arrendados para poder dar salida a todos nuestros productos’ comenta Messeguer.

La parada del mercado

En septiembre abrieron una parada en el mercado de Torrefiel desde donde Ana María mantiene contacto con los consumidores y puede contar cuál es su función social. A parte de los habituales del mercado tienen como clientes otras asociaciones, algún restaurante y particulares que les encargan cestas semanales.

Cultivan productos de temporada, ecológicos y de proximidad, una labor que además de mejorar la tierra permite, con mucho esfuerzo, dar esperanza de autoocupación y autogestión a personas que se han sentido excluidas por falta de trabajo.

‘Tot al Natural’ no solo es una cooperativa de productos ecológicos de l’horta, tiene un trasfondo social que impregna de solidaridad todos sus productos y los hace, si cabe, más próximos.

Más información